Los 5 mejores discos SSD para MacBook Pro

Los 5 mejores discos SSD para MacBook Pro

¿Estás buscando un disco SSD para tu MacBook Pro? A continuación te presentamos una completa selección con los mejores discos SSD para MacBook Pro disponibles en el mercado. Sigue leyendo para conocer cuáles son los mejores discos SSD para MacBook Pro que puedes encontrar actualmente en el mercado de la mano de los mejores expertos.

Disco SSD para MacBook Pro Kingston

En primer lugar, nuestros expertos han escogido un disco SSD para MacBook Pro de Kingston que cuenta con una velocidad de grabación de 450 MB por segundo. Es un disco SSD muy fiable y resistente, que te permitirá disfrutar de un rendimiento perfecto a la hora de transferir archivos. Del mismo modo, cuenta con una capacidad de memoria de 480 gigas. Este disco mejorará drásticamente la capacidad de respuesta de tu MAC actual y cuenta con eficientes velocidades de arranque. Además, está equipado con un controlador que te permitirá conseguir buenas velocidades de lectura y de escritura.

Ver en Amazon

Disco SSD para MacBook Pro de bajo consumo

Como segunda alternativa presentamos un disco SSD para MacBook pro de bajo consumo. Se trata de un dispositivo capaz de alcanzar velocidades de hasta 3200 MB de lectura y 2400 MB de escritura. Es hasta dos veces más rápido que un SSD original. Del mismo modo, consumirá menos energía y funcionará más rápidamente y de manera más eficiente que los modelos anteriores. Incorpora un controlador silicon motion y tiene una garantía ilimitada de cinco años. Además, ha sido calibrado recientemente para utilizar menos energía y funcionar más frío que los modelos anteriores, con lo que ofrece un rendimiento óptimo durante mucho más tiempo.

Ver en Amazon

Disco SSD para MacBook Pro de alta calidad

A continuación hemos elegido un disco SSD para MacBook Pro de la más alta calidad. Es perfecto si tu MAC se ha vuelto lento, porque incorpora una interfaz especialmente moderna que permite revitalizar rápidamente la vida de tu ordenador. Es la mejor opción para expandir rápidamente la memoria de tu ordenador, ya que incorpora una actualización JetDrive de Transcend con la que podrás aumentar rápidamente el espacio de almacenamiento de tu ordenador, garantizándote todo el espacio que necesitas para que puedas disponer de fotos, documentos y música. Además, con este dispositivo dispondrás de un rendimiento suave, pero inmediato, para realizar todo tipo de tareas profesionales, de gráficos 3D y de edición de vídeo.

Ver en Amazon

Disco SSD para MacBook Pro interno

Este modelo de disco SSD para MacBook Pro es un dispositivo interno de alto rendimiento que proporcionará a todos los usuarios que lo escojan una eficiente ruta de actualización para disfrutar de un rendimiento inmejorable. Se trata de un dispositivo fiable y funcional que además de proporcionar una gran eficiencia resulta sencillo, económico y fácil de instalar. Incorpora la última tecnología de controlador para funcionar consumiendo mucha menos energía y de forma más fresca durante mucho más tiempo. Este dispositivo ha superado un gran número de pruebas para ofrecer la mejor calidad del mercado.

Ver en Amazon

Disco SSD para MacBook Pro funcional

Finalmente encontramos un disco SSD para MacBook Pro especialmente funcional. Este disco SSD ofrecerá a los usuarios de Mac una ruta de actualización óptima, con un gran rendimiento y mucha fiabilidad y funcionalidad. Del mismo modo, cabe reseñar que se trata de un disco SSD que oferta entre 64 y 128 gigas. Del mismo modo, incorpora un eficiente vídeo para aprender a instalarlo de forma sencilla y con las mejores garantías. Cabe reseñar también que se trata de un modelo que te ofertará muchísima velocidad y una gran capacidad. Además, su algoritmo distribuye los datos de manera eficiente y uniforme, y se trata de un dispositivo resistente y de gran calidad.

Ver en Amazon

Tipos de discos duros SSD para MacBook Pro

Ahora que ya sabes cuáles son los mejores discos SSD para MacBook Pro que puedes encontrar en el mercado, es importante que conozcas los diferentes tipos de discos duros SSD para MacBook Pro disponibles en el mercado.

Además de revisar las opciones que te presentamos a continuación, también te recomendamos echar un vistazo a esta comparativa de discos ssd para macbook pro para poder valorar diferentes opciones. De esta forma, uno de los tipos de discos duros SSD para MacBook pro más comunes son los discos duros internos. Para ello es posible comprar un kit Jetdrive que te permitirá convertir el SSD del Mac en un disco externo.

Otra alternativa son los adaptadores de discos duros que te permitirán utilizar diferentes discos SSD con tu Mac sin ningún tipo de problemas. Por otro lado encontramos los discos duros externos para Mac. Los de Apple suelen tener precios elevados, con lo que la mejor alternativa es escoger otro modelo de disco duro como los que presentábamos en esta recopilación, siempre revisando si contamos con puertos USB o con qué tipo de conexión contamos. Si el Mac cuenta con puertos USB estándar o USB-C no habrá mayor problema, ya que podremos usar un adaptador.

Del mismo modo, otra de las mejores alternativas es escoger una carcasa y la SSD que escojamos. Esto es interesante porque con los SSD externos no solemos saber el disco SSD que llevan dentro. En estos casos una alternativa interesante será escoger la carcasa y el SSD por separado.

En conclusión, si disponemos de un dispositivo Mac contamos con cuatro alternativas diferentes para instalar un disco SSD. Podemos sustituir el disco duro interno del Mac por un disco SSD. Podemos instalar un disco como segundo disco interno, tenemos la alternativa de instalar el disco SSD como segundo disco interno en el lugar que se ubica la grabadora SuperDrive y podemos escoger un disco duro externo.

Ahora bien, es importante tener en cuenta que todas las alternativas no pueden usarse en todo tipo de Macs. Según el dispositivo del que dispongamos podremos escoger una opción de las cuatro, todas ellas o sólo algunas. En este caso, para el MacBook Pro cuenta con menos posibilidades que otros modelos. Como sucede con los modelos de sobremesa, sólo podremos disponer de algunas alternativas, dependiendo del año de fabricación. De esta forma, la primera alternativa que tenemos será sustituir el disco duro interno por un disco SSD y la segunda sustituir la unidad SuperDrive para instalar en su lugar el disco SSD para MacBook Pro.